Los peligros desde el espacio en el cine

Vicente Bohórquez

Fecha: 2017-12-01


Los asteroides en el cine

 

Siempre ha sido inquietud del ser humano aquello que no está bajo su control y con ello se desatan las más diversas reacciones donde el miedo, angustia, desesperación e impotencia son las principales. La latente amenaza de un impacto proveniente del espacio ha sido un tema tocado en el cine, en algunos casos para exaltar el sentimiento patriotero de unos,  o para exponer el grado de vulnerabilidad que tenemos a pesar de la protección que nuestra atmosfera nos da, o bien, para apuntalar que aunque sea inminente el fin del mundo siempre habrá alguien que sienta que tiene un problema mayor.

 

A continuación una breve lista de cintas que han tocado o tenido como premisa o pretexto en su planteamiento a los asteroides o cualquier otro cuerpo celeste dirigiéndose a la Tierra:

 

Desastre mundial (Verdens Undergang)

 

Esta cinta danesa de 1916 se puede considerar precursora en el cine mundial, por un lado se trata de un largometraje, pero también es una cinta donde se puede apreciar los inicios del desarrollo del lenguaje audiovisual, donde la edición sin duda, marca el ritmo y el discurso del tema planteado; pese a ser una película silente.

 

En este sentido el planteamiento principal estriba en que es descubierto que un cometa pasará cerca de la Tierra y el acontecimiento provoca caos en la sociedad que se lanza a saqueos y al desorden al no tener una certeza de las consecuencias del acercamiento.

 

 

 

Se puede ver completa en YouTube en: 

 

 

Director: August Blom; Olaf Fonss, Carl Lauritzen, Ebba Thomsen, actores; Dinamarca, 1916, Blanco y negro. Silente, 77 min.

 

Meteoro

 

El tema de los asteroides en pantalla grande es retomado por la industria de Hollywood en  1979 cuando aparece la cinta Meteoro. Su propuesta establece que un cometa, al atravesar el cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter produce una colisión que provoca un efecto parecido al abrir juego en el billar y algunos fragmentos se desvían con dirección a la Tierra. El Dr. Paul Bradley (Sean Conery) da cuenta del descubrimiento realizado, la única alternativa de acción es atacar al meteorito por medio del uso de satélites equipados con armamento nuclear, (recordemos que todavía en estas fechas la guerra fría se siente en el aire) por parte de las dos grandes potencias de ese momento. Sin embargo, es negada la existencia de dicho armamento lo que introduce en la trama un elemento de suspenso ya que es inminente el impacto y no hay cooperación de estadounidenses  y rusos.

 

En esta cinta se pone sobre la mesa un elemento que será recurrente en otras por el estilo: el uso de armas nucleares como único elemento para defensa de cuerpos celestes aproximándose a la Tierra.

Director: Ronald Neame; Sean Connery, Natalie Wood, Karl Malden, actores; EUA, 1979, 108 min.

 

Armagedón / Impacto profundo

 

En el verano de 1998 aparecieron en forma relativamente inusual dos películas con el tema central de un inminente impacto de un asteroide a la Tierra. Sin embargo ambas fueron abordadas de forma diametralmente opuesta y a casi 20 años de su aparición la preocupación por un acontecimiento de esta naturaleza sigue vigente.

 

Por un lado tenemos a Armagedon, con una mezcla de actores por demás extraña pero bastante funcional. En los protagónicos tenemos a Bruce Willis junto con Ben Affleck como pareja dispareja, junto con Liv Tayler como la hija guapa de la discordia. Como reparto tenemos a Steve Buscemi, Billy Bob Thornton,  Owen Wilson y el carismático Michael Clarke Duncan.

 

El argumento es sencillo: se detectó un asteroide con una trayectoria de impacto directa a la Tierra, donde las únicas alternativas para evitar una catástrofe es dividir en el espacio el asteroide en dos. Para ello la NASA plantea taladrar el  cuerpo celeste a fin de depositar una bomba nuclear que lo rompa y, es aquí donde la ciencia ficción y la comedia pastelera se mezclan y dan una extraña formula que resulta un placer culposo entretenerse con esta cinta que plantea -eso si- que en materia de defensa contra un evento de esta magnitud no se tiene a ciencia cierta un plan certero, o al menos no es conocido por la mayor parte de la humanidad.

 

Ya en una época de postguerra fría, no se pierde la oportunidad de mostrar la cooperación rusa, aunque sea en una forma de subordinación y con cierto aire burlón con la otrora potencia.

 

En un sentido diametralmente opuesto porque se concibe como una cinta de ciencia ficción-suspenso, encontramos a Impacto Profundo, donde en medio de un supuesto reportaje, se descubre que la humanidad se encuentra ante un evento de nivel de extinción, es decir, un impacto de un asteroide. Dicho cuerpo es descubierto por un estudiante (Elijah Wood) y ante la inminencia de la catástrofe el presidente de los Estados Unidos de América  (interpretado por Morgan Freeman, en lo que se podría considerar como una suerte de preconfiguración a lo pasaría unos diez años más tarde en la figura de Barack Obama), informa a la sociedad de su destino.

 

Para salvar a la Tierra, rusos y estadounidenses se unen para –al igual que en Armagedon- llegar al asteroide bajo el mando del Capitán Spurgeon Tanner (Robert Duvall) y mediante cargas nucleares destruirlo. Sin embargo no resulta en una primera instancia y se opta por hacer una suerte de arca de Noé con refugios subterráneos con lo que sale lo peor y lo mejor de los seres humanos en aras de sobrevivir.

 

Tanto en Armagedon como en Impacto profundo apreciamos técnicas de protección a la Tierra similares, aunque con tratamientos diferentes, sin dejar –por supuesto- de lado el aspecto patriotero como es el nombre de las naves espaciales o de las misiones.  Pese a las “coincidencias” ambas cintas resultan entretenidas y plantean una posibilidad de defender a la Tierra de las grandes amenazas latentes.

 

Armagedon

 

Director: Michael Bay; Bruce Willis, Billy Bob Thornton, Ben Affleck, actores; EUA, 1998, 151 min.

 

Impacto Profundo

 

Directora: Mimi Leder; Robert Duvall, Téa Leoni, Elijah Wood, Morgan Freeman, actores; EUA, 1998, 120 min.

 

Post Impact

 

En esta cinta germano-alemana de 2004 no se intenta salvar a la Tierra, de hecho la historia prácticamente comienza con el hecho de un impacto inminente de un meteorito en plena fiesta de la embajada de los Estados Unidos en Alemania, la única posibilidad de salvación recae en un satélite llamado Solstar-2 que mediante microondas intenta partir el meteoro. Al no lograrlo, el evento produce una nueva época de glaciación y ello a su vez, provoca una reorganización geopolítica. Para sobrevivir buena parte de la población de Europa  busca refugio en la región africana, mientras se intenta retomar el control del Solstar-2 ya que también gracias a sus microondas podría ayudar a combatir el enfriamiento global.

 

Sin embargo, hay intereses ocultos en el manejo del satélite y ello provoca una revuelta social y científica donde se busca desentrañar y resolver el uso del Solstar-2 para calentar la atmosfera y la vida pueda resurgir.

Nuevamente vemos al satélite como un elemento de protección ante un evento de extinción.

 

Director: Christoph Schrewe; Dean Cain, Bettina Zimmermann, Joanna Taylor, actores; EUA, Alemania, 2004, 90 min.

 

 

Melancolía

 

Del controvertido danés Lars Von Triers, Melancolía de 2011 nos presenta una historia familiar ubicada en una fiesta de boda, donde la protagonista Justine (una bella Kirsten Dunst) lucha internamente por no caer en la tristeza pese a que es el día de su boda. Sin embargo el desarrollo de la trama nos ofrece la temática favorita de este director, que es plantearnos familias disfuncionales y con terribles secretos que tarde o temprano salen a la luz.

 

Al tiempo que progresan los conflictos familiares se da cuenta del impacto de un planeta errante llamado Melancolía contra la Tierra. Ya no hay nada que hacer, y la extinción es inminente y poner en orden los pendientes resulta la premisa en primera instancia sin embargo, el pasado es abrumador.

 

 

Contada en dos grandes actos, Melancolía nos revela las problemáticas entre dos hermanas, así como el azar de las constelaciones y planetas que nos recuerdan lo vulnerables que podríamos estar ante la posibilidad de un impacto. Con un manejo audiovisual onírico y preciosista, junto con una banda sonora que retoma a Wagner con Tristán e Isolda como apertura y cierre en la cinta lo que ahonda el sentido trágico.

 

Director: Lars Von Triers; Kirsten Dunst, Charlotte Gainsbourg, Kiefer Sutherland, actores; Dinamarca, Suecia, Alemania; 2011, 135 min.

 

 

 



Etiquetas: Meteoros,cometa,asteroides,evento de nivel de extinción,Desastre mundial,Meteoro,Armageddon,Impacto profundo,Post impact,Melancolía.

Revista Hacia El Espacio de divulgación de la ciencia y tecnología espacial de la Agencia Espacial Mexicana.




Contacto


Mesa de ayuda: dudas e información
gobmx@funcionpublica.gob.mx

Mantente informado. Suscríbete.


Síguenos en